• Registrarme
  • No hay productos en el carrito.

Israel y Emiratos Árabes: consecuencias de un acuerdo histórico

La legalización del acuerdo para la normalización de las relaciones entre Israel y Emiratos Árabes Unidos puede ser considerada una de las jugadas políticas más arriesgadas y de consecuencias más impredecibles para la región. Esto se debe a que Israel y los Emiratos Árabes Unidos han establecido relaciones diplomáticas bajo la mediación de Estados Unidos. A cambio de establecer estos vínculos diplomáticos, Israel acordó suspender temporalmente la anexión anunciada de parte de Cisjordania.

 

El asesor de seguridad nacional israelí, Meir Ben-Shabat, choca el codo con un funcionario emiratí.

 

Implicancias del acuerdo

Los palestinos sienten que perdieron en este contexto. El líder supremo de Irán, Ali Khamenei, aseguró que la reciente reconciliación entre los Emiratos Árabes Unidos e Israel es una traición tanto al Islam como a los países árabes y la población palestina. Los analistas creen que este acuerdo puede compensar la influencia de Irán en la región, pero también propugnan que puede traer serias consecuencias entre los países de la región.

Es necesario recordar que solo dos países árabes habían normalizado sus relaciones y reconocido al Estado de Israel, estos son Jordania y Egipto.

En gris + Irán se incluyen los países que no reconocen al Estado de Israel. En rojo los países que han cortado sus relaciones diplomáticas con Tel Aviv.

 

La decisión del monarca Muhamad bin-Zayed puede ser considerada una jugada política arriesgada y una decisión personal valiente a la vez. Los intereses de Estado tras la decisión del acuerdo son muchos, uno de los principales es que el Eje Árabe no solo tiene ante sí a un Eje iraní que ha aumentado su poder desde 2011, sino que la emergencia del Eje de los Hermanos Musulmanes liderado por Turquía y Qatar han reducido aún más el margen de maniobra árabe. También reconocer al Estado Israelí no solo permite crear una asociación estratégica con una potencia regional de primer orden, sino que permite reforzar la relación con los Estados Unidos y otros países de Occidente. El acuerdo como tal permite atraer capitales e inversiones y además es previsible que haya importantes concesiones tras él, incluyendo la venta de los cazas de quinta generación F-35 muy superiores a cualquier otro avión de combate del mundo.

No obstante, la decisión política no fue fácil, ya que demasiadas personas dentro de los Emiratos han crecido con una imagen relativamente negativa de Israel, así que el acuerdo no solo podría provocar el desapego interno de la población de EAU, sino que podría incitar a terroristas a atacar Abu Dabi y Dubái, ambas ciudades que viven en su mayoría del turismo y del tránsito de personas y de mercaderías.

Por si todo esto fuera poco, tenemos que tener en cuenta que este tipo de decisiones se toman por votación en un Consejo del que forman parte los jeques de los siete emiratos. Cabe imaginar la tensión que una elección de esta envergadura pudo haber provocado internamente entre los Jeques.

 

Posibles consecuencias o reacciones

Los Estados del Consejo de Cooperación del Golfo no se han manifestado, si bien Arabia Saudita tuvo el gesto de aceptar que el primer vuelo comercial entre Israel y EAU sobrevolara su espacio aéreo, fue el gesto de aprobación más claro que Muahmad bin-Salman podía hacer. Por su parte, Irán ha atacado duramente a EAU y el ayatolá supremo Rouhani les ha tildado de traidores, por lo que las autoridades emiratíes han llamado a consultas al embajador del país. Los palestinos han tenido una reacción similar. La Unión Europea, Estados Unidos e India han dado el visto bueno al acuerdo.

Otros peligros que ha asumido EAU es que la población migrante en el país y algunos radicales puedan revolucionarse contra el Estado, e incluso que Al-Qaeda o Dáesh decidan poner en ojo de mira la ciudad de Dubái. No debemos descartar otros tipos de terrorismo, al fin y al cabo, el recuerdo de la OLP y Yasser Arafat no es tan lejano.

Por último, es posible que este acuerdo diplomático abra las puertas a que otros países árabes sigan su camino, de hecho, ha habido rumores de negociaciones entre Israel y Marruecos con intermediación de Estados Unidos.

 

Bibliografía

 

Autora

Lucía Romero: Estudiante de la Licenciatura en Comercio Internacional de la Universidad Siglo 21. Interesada en el Marketing Internacional y en el Mercado Asiático.

 

2022 © TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.
X