• Registrarme
  • No hay productos en el carrito.

Qué es el email marketing y por qué deberías usarlo

El email marketing es una poderosa herramienta que podés usar para vincularte con clientes actuales y potenciales. El objetivo es impulsar la presencia de la marca, llegar a nuevos mercados, aumentar las ventas y el engagement con el público.

Si tenés un negocio o trabajás en un área donde el marketing es importante, no podés ignorar o restarle importancia al correo electrónico. ¿Y por qué? Simple. Es uno de los canales de marketing que tienen mayor tasa de conversión y proveen uno de los mayores retornos sobre la inversión.

Interesante, ¿no? Bueno, todavía hay más. Veamos ahora los principales beneficios del email marketing.

 

Incrementá la presencia de tu marca

El correo electrónico te va a ayudar a correr la voz sobre tu negocio y los productos y servicios que tenés para ofrecer. Usá recursos valiosos como contenido educativo, noticias, entrevistas e información sobre tu empresa para mantener actualizados a tus suscriptores. Si buscás un plus, alineá el contenido de tus emails con el diseño y la identidad de tu marca.

 

Generá tráfico en tu página web

Al compartir artículos interesantes, puedes llevar a tus suscriptores a leer tu blog; del mismo modo, generar mensajes con llamadas a la acción persuasivas, hará que tus clientes se dirijan a tu sitio para obtener más información sobre tus productos y servicios.

 

Aumentá tus ventas e ingresos

Usá tu creatividad y mostrá todo lo que tenés para ofrecer utilizando diferentes técnicas de promoción. Podés ofrecer descuentos, envíos gratuitos y promociones por tiempo limitado para activar las ventas. Las colecciones y las reseñas de productos específicos pondrán el foco donde vos quieras. Hay muchas maneras de lograr que tus clientes se interesen por tus productos y servicios y no hay límites para lo que podés lograr con emails bien diseñados.

 

Impulsá otros canales de marketing

Una ventaja del email es que te permite integrar tus canales de marketing y dirigir el tráfico a otros puntos de contacto con el cliente, como redes sociales, sitios web, blogs y eventos. La omnicanalidad es una gran estrategia que evita que te enfoques solo en uno o dos canales. Estar presente en muchos lugares a la vez te permitirá comprender con mayor detalle el comportamiento y las necesidades de tus usuarios.

 

Mantené a los clientes comprometidos

Sacale provecho a los diferentes tipos de campañas que podés crear. No está mal experimentar. Todo lo contrario, mientras más varíes, mayor interés vas a generar en tus clientes. Si se sienten entusiasmados con tu marca, es muy probable que quieran participar cada vez más.

 

Obtené datos comerciales valiosos

Con los emails vas a recopilar datos de tus usuarios y obtener información relevante para entender cómo se comportan. Podés hacer un análisis de seguimiento o enviar encuestas y formularios. Una vez que recojas la información y la proceses, aprovechala para mejorar tus correos electrónicos, negocios, productos y servicios.

 

Automatizá lo más que puedas

Si todavía te hace falta más, esperá a probar las herramientas de automatización. No solo vas a ahorrar tiempo y esfuerzo, sino que vas a ser capaz de enviar el mensaje indicado para la persona adecuada en el momento justo.

 

Y esto es solo el principio. Mientras más experimentes con el email marketing, descubrirás más cosas que pueden funcionar para tu negocio. No hay recetas para el éxito, pero siempre tené en mente cuál es el objetivo final de todo esto: conectar con las personas que hacen que tu negocio siga en marcha. Lo más importante son tus usuarios y el foco de tus correos siempre debe estar puesto en mejorar su experiencia.

2022 © TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS.
X